sábado, 31 de agosto de 2013

Alegría, alegría!! Qué no se diga!!!

Alegría, alegría!!
Que no se diga!!!

Oficialmente, ya se acabaron las vacaciones
Comenzó la época de trabajo.

Y debemos alegrarnos por ello.

Cumplimos una función social muy importante:
Crear ciudadanos críticos que no se dejen tomar el pelo.

Y eso es muy importante.

En el momento histórico en el que nos encontramos,
aunque no seamos conscientes de ello.

Somos la Resistencia
Ha nacido R, R de Resistencia

Hacía falta, porque estábamos bajos
Ya saben, R de Resistencia

Y después,
V

V no de venganza, sino V de Victoria

Qué no se diga, Tribu!!!
Alegría!!!
Al ataquerrr!!!

Esta perorata, viene de una broma mientras usapeaba con unos compañeros y algunos de ellos se quejaban porque se había acabado lo bueno. Después se lo envié a la tribu, y al contestarme @lamunix, ya se convirtió en post.

Lo cierto es que yo ya he comenzado con reuniones, pero uno no siempre es de hierro o acero y tiene sus momentos bajos. 

Y, mira por donde, con esta broma he comenzado a animarme.

Probablemente suceda como en el cuento aquel, en el que era más feliz quien sabía lo que hacía. 

No es broma lo importante de nuestra misión, pero tendemos a olvidarlo y eso nos hace más infelices y vulnerables a los problemas.

Ahí va el cuento:
¿La misma tarea?
Tres albañiles estaban desempeñando la misma tarea, cuando un hombre que desde hacía rato los observaba, se acercó a ellos. 
El hombre le preguntó al primer albañil: -¿Qué está usted haciendo? 
A lo que el albañil respondió:
-¿Acaso no lo ve? ¡Estoy apilando ladrillos! 
Y continuó con su trabajo, después de hacer un gesto molesto, debido a que consideraba que el hombre le había hecho una pregunta tonta y de respuesta obvia. 
El hombre repitió la misma pregunta al segundo albañil. La respuesta no se hizo esperar:
-¿No ve que estoy levantando una pared? 
El hombre, perseverante, volvió a formular la pregunta al tercer albañil quien también respondió al particular interrogatorio con una amplia sonrisa llena de orgullo, diciendo:
-¡Estoy construyendo el hospital infantil del pueblo!
Publicar un comentario