martes, 9 de diciembre de 2014

Decálogo para fomentar mentes creativas y, por tanto, posibles futuros científicos

La creatividad no es exclusiva de los "artistas". Más allá del tópico del artista bohemio y loco (también necesario), la creatividad debe estar presente en la educación y en la enseñanza de la Ciencia. En ningún caso, un futuro científico puede ser un acumulador de conocimientos (acumulando los que necesite acumular). 

Fomentar el valor de la pa-Ciencia se hace necesario en un nuevo mundo con grandes virtudes, pero escasas dosis de calma y sosiego para repensar y llegar a buenas y acertadas conclusiones.

Invertir en Ciencia es invertir en futuro. Y nuestros gobernantes sin enterarse o sin querer enterarse. Quizás les agrada el papel que se ha determinado para sus ciudadanos.

Debemos dar valor a lo que realmente lo tiene. En este caso, a la Ciencia. 

Decálogo para fomentar mentes creativas y por tanto posibles futuros científicos:
  1. Sistema educativo abierto, que potencie la creatividad y no la entierre.
  2. Sistemas evaluativos donde se valore el proceso para llegar a la solución por encima de ésta.
  3. Cambios en el sistema social, donde se muestre el valor de la Ciencia
  4. Fomento de la paciencia en el alumnado.
  5. Políticas económicas de apoyo a la ciencia.
  6. Creación de asociaciones científicas para el alumnado interesado
  7. Desmitificar la figura del científico, mostrando su día a día, personas comunes con un trabajo común.
  8. Actividades científicas realizadas en las aulas, más allá de la propia teoría.
  9. Trabajo de determinados temas desde el punto de vista de la indagación.
  10. Normalización de la Ciencia en nuestro día a día.
Más información en 
Publicar un comentario